Naranjas rellenas de gelatina

Este es un postre muy sano y divertido, además de ser una manera practica de hacer comer frutas a los peques. Acá se van a rellenar las naranjas con gelatina del sabor o color que mas le guste al peque.

Es una alternativa para cambiar a esas golosinas causantes de obesidad, caries, entre otras enfermedades.

Preparación

Se parte por la mitad la naranja en dos, se vacia dejando el borde de la naranja, después hay que llenar de gelatina y llevar al refrigerador, una vez que esta solida, se cortan en for1ma de gajosimage y a disfrutar se ha dicho!.

Mi hijo no quiere comer

Alimentarse es un habito que se debe enseñar desde muy pequeños, no debe ser una obligación, si el peque lo ve de esta manera definitivamente no comerá.

Tenemos que halar con ellos y utilizar frases como: “Vas a crecer fuerte y sano”, “ Los peques que toman toda su leche crecen muuuucho más”, “ ¡Que peque tan inteligente eres!”, “Los peques grandes comen toda su comida”, “Muy bien terminaste toda la comida”, “¡Mmmm que rico sabe esto!”. De esta manera los estimulas y harás que le llame la atención la comida.

 

Tips para peques que no comen bien

1

  • Presentación de la comida: utiliza formas divertidas en el plato, dibuja caras de animales, paisajes, animales con las verduras, legumbres, arroz y demás ingredientes, de esta manera el peque se distraerá y comerá.
  • Ir al mercado con él: que te acompañe a realizar las compras, así conoce nuevos productos, le comentas ¡Vamos a probar esto!, explora con él y cuéntale cuales son los alimentos sanos y cuales no.
  • Cocina con él:De esta manera se sentirá involucrado y no dejara de comer lo que el preparó, además verá como se convierten los alimentos en deliciosos platos.
  • Calidad y no cantidad: ofrécele pequeñas cantidades de alimento a los peques le encanta, además su cuerpo le pedirá el alimento necesario, el cual puede comer en su pequeño plato preferido.
  • Juega con el: Véndale los ojos y jueguen a descubrir alimentos, preséntale platos conocidos y nuevos, gana el que adivina.
  • Paciencia: No reacciones ante rabietas, de esta manera se dará cuenta que no tiene sentido hacerlas, no le grites pues estarás creando una situación de conflicto la cual se relacionará con la hora de comer.
  • Comer juntos: Siempre que se pueda comer en familia, de esta manera el foco de atención no será el peque.
  • Información: Cuéntale cuentos relacionados a la alimentación del peque, la importancia de la comida, reconozcan en las revistas los alimentos nutritivos y los que no lo son.
  • Postres: Prepara postres nutritivos, como mazamorra de sémola, quinua, dulce de zapallo, pastel de zanahoria con pasas.

2Por nada del mundo disfracemos el plato o demos un premio como una golosina, pues de esta manera crearás un mal hábito y el peque se centrara en ese punto.

Ten mucha paciencia, aproximadamente el 90% de los peques pasa por esta etapa, es algo común y también solucionable.

Y ya sabes a comer sano tanto tu como el peque, ya que debe ver que todos comemos lo mismo, de esta manera evitaremos problemas de obesidad, anemia infantil u otra enfermedad.